Inicio Sociedad Actividades Otros tres meses de prisión para asesino de Emely Peguero

Otros tres meses de prisión para asesino de Emely Peguero

26

La jueza el Primer Juzgado de la Instrucción de San Francisco de Macorís, Isolina Peralta Contreras, dictó otros tres meses de prisión preventiva contra Marlon Martínez, principal acusado de la muerte de Emely Peguero.

Además de los tres meses de prisión preventiva contra Marlo Martínez, la jueza aplazó para el 28 del corriente mes el conocimiento de la revisión del caso de su madre, Marlin, mientras que para el 4 de diciembre de este año el caso del implicado Simón Bolívar Núñez (Boli), a quien alegadamente le habrían pagado para movilizar el cadáver de la joven.

Los padres de la adolescente Emely Peguero exigieron hoy de las autoridades judiciales aplicar la pena máxima a los autores del horrendo crimen de su hija y que conmovió la sociedad dominicana e incluso provocó protestas a nivel internacional.

Aplicar la pena máxima a los autores del horrendo crimen de su hija fue la exigencia realizada este martes por los padres de Emely Peguero a las autoridades judiciales.

Entre sollozos, Adalgisa y Genaro Peguero ofrecieron sus declaraciones tras conocerse hoy la revisión de las medidas de coerción contra los implicados en el crimen en el Primer Juzgado de la Instrucción presidido por

“Confío primero en Dios y luego en la justicia y la justicia sabe lo que tiene que hacer con los asesinos de mi hija”, expresó Adalgisa Peguero.

Indicó que, aunque mucha gente ha perdido la confianza en la justicia, ella mantiene cifrada su esperanza en que los verdugos de su hija serán castigados ejemplarmente.

De su lado, Genaro Peguero manifestó que, aunque muchas veces hay autoridades que encubren a criminales y ladrones, mantiene su fe en que con el caso de su hija se hará justicia ejemplarizadora.

Familiares de Peguero denunciaron su desaparición de su hogar de la comunidad Cenoví el 23 de agosto de este año y tras una búsqueda intensa, su cadáver fue encontrado en estado de descomposición el 31 de ese mismo mes, en una finca propiedad de Marlin Martínez en el municipio de Cayetano Germosén, provincia Espaillat.

Posteriormente en una autopsia, se determinó que Emely había sido muerta a causa de un aborto provocado y múltiples golpes contusos.

Por ese hecho fue apresado primeramente su novio, Marlon Martínez, y posteriormente su madre y Simón Bolívar Núñez (Boli).