Inicio Sociedad Tecnología No todo se solucionaría reglamentando a Uber

No todo se solucionaría reglamentando a Uber

180
Foto: Fuente externa.

En Colombia, no es la primera vez en que el Congreso se mete con las TIC y literalmente arma un completo desastre donde los verdaderamente afectados son los usuarios.

Basta con tan solo recordar la muy discutida Ley Lleras y el más reciente debate que gira en torno a Netflix con la Ley 077 del pasado 2015, que tienen la intención de convertir el streaming en un servicio público con un número infinito de obligaciones y contribuciones al estado colombiano.

El hecho de que un país quiera regular de alguna manera los servicios que mueven la economía de este y además desear incluir algún tipo de impuesto por participar en ese mercado nacional no está mal desde ningún punto de vista, ya que el estado esta en todo su derecho de que exigir a las empresas que sacan provecho del país a que contribuyan al progreso del mismo.

Sin embargo, las leyes deben ser muy claras desde un principio sin importar en lo absoluto que tipo de plataforma o tecnología se utilice para las actividades económicas dentro del país. De hecho la poca madurez y los muchos huecos legales en Colombia dan pie para que sucedan episodios como la famosa polémica que se generó entre los canales y los operadores de TV.

Tal como lo dice José Luis Peñarredonda, quien es periodista de tecnología en su columna de opinión sobre la “Ley Netflix” indica “Más temprano que tarde algún impuesto nos harán pagar por Netflix. Lo de tener que registrarse ante el Estado para poder emitir vídeos en internet, en cambio, sí es una payasada peligrosa.”

Por ahora el proyecto de Ley aún se encuentra en curso natural y no se conoce algún detalle por parte de fuentes oficiales sobre el este tema.

“Hemos sido informados que la radicación del proyecto de ley, inicialmente anunciada para el 11 de noviembre, se aplazará por unos días; tiempo durante el cual seguiremos convocando todo el apoyo necesario para que esta reglamentación sea una realidad.” explicó uno de los voceros de Uber en Colombia, el cual ratifico su decisión de no pronunciarse hasta que no haya un anuncio oficial sobre esta ley.

Según una fuente bastante cercana a estas reuniones, el Ministerio quiere darle el gusto a todos y por esto ha incluido una serie de medidas muy acertadas al caso, pero algunas otras no tan acertadas. (Tomado de Tecnomagazine.net)