Inicio Columnas Diego Sosa Hay trabajos aburridos!

Hay trabajos aburridos!

9

Ayer veía una película con Jack Nicholson: Él se retira de su trabajo policíaco y llega a una cabaña que alquila a la orilla de un lago. Una preciosa vista y tranquilidad hasta donde alcanza la vista. Me imaginé sentado en la terraza escribiendo libros sin presión ni descanso.

Luego el actor principal compra la gasolinera que está en las afueras del pueblo. Pensé: Bueno, en el tiempo que no haya clientes, que parecía ser casi siempre, podría escribir tranquilamente mis libros, investigar, leer, etc.

El aburrimiento en el trabajo viene por tres razones principales:

Cuando no tenemos casi nada que hacer: Veo personas con este tipo de problemas. Hoy muchos lo resuelven con cierta facilidad: el acceso a internet nos conecta al mundo social cibernético y de inmediato tenemos compañía. ¿Se termina el aburrimiento?

Posiblemente, pero el trabajo seguirá siendo aburrido. Algunos hasta lo dicen en sus muros.

Cuando tenemos tareas aburridas: Quizá no poseemos tiempo de ocio en el trabajo, pero lo que hacemos es rutinario. Servirles comida a los comensales de un restaurante puede resultar más que aburrido, me dirían algunos meseros.

Cuando tenemos demasiado trabajo y no podemos elegir qué hacer: Lo que más nos gusta deja de gustarnos. Todo es urgente y de suma importancia. El trajo no nos da tiempo a aburrirnos, pero estamos aburridos del trabajo.

Como vemos, el aburrimiento es mental, no físico. Las razones para estar hartos del trabajo son varias, la pregunta es si queremos hacer algún cambio para estar bien todo ese tiempo que pasamos haciendo lo que no queremos hacer.

El cambio puede ser en un sentido o en otro:

Cambiar de trabajo: ¿Cree que existe un trabajo como usted quiere? Hágase independiente como yo. Verá que los jefes son más complicados y más: los clientes. Hago lo que me gusta, es cierto, pero mis trabajos anteriores también me gustaron. ¿Está dispuesto a dar un salto a otro trabajo?

Cambiar de actitud: Y lo recomendaría antes del paso anterior. Claro, si antes su trabajo le apasionaba y cambios en él han hecho la diferencia, entonces el problema no es su actitud, puede lograr el paso anterior sin miedo a aburrirse.

En el aburrimiento del lago y de la gasolinera encontré el espacio para hacer lo que quiero. ¿Qué hará usted si está aburrido?

Diego@Diegososa.Info